Inicio » La Facultad » Historia

Historia

In isto loco iam dicto Oveto, recuerda una lápida ofrecida por todos los alcaldes de los Oviedo de España, Santo Domingo, Paraguay y Florida, bajo el arco de la calle de San Vicente, en recuerdo del monasterio que Máximo y Fromestano fundaron el año 761. Ese arco, y las dos naves más hermosas de lo que fuera convento de San Vicente, lo ocupa hoy la Facultad de Psicología de la Universidad de Oviedo.

A comienzos del siglo XVII, hace casi cuatrocientos años, cuando la fábrica del edificio había conocido nuevas reestructuraciones, los benedictinos habían organizado ya en este lugar un Colegio de Teología.

Un siglo después, en 1709, se afincaba definitivamente en Oviedo quien habría de dar mayor gloria a la institución, un orensano nacido en Casdemiro en 1676, que a los catorce años era ya benedictino en Samos, Benito Jerónimo Feijoo y Montenegro, el padre Feijoo.

Durante más de medio siglo el padre Feijoo, desde este lugar de Oviedo, convirtió a las Asturias en centro de la racionalidad filosófica de toda la Europa: aquí escribió los ocho tomos del Teatro Crítico y los cinco de sus Cartas Eruditas. Paseando por el patio del convento, desde 1869 convertido en una plaza que lleva su nombre, meditaba Feijoo las célebres respuestas que había de lanzar contra tantos agrios polemistas suyos.

Escalera de principal de la FacultadYa se habían cumplido los mil años de la fundación de Máximo y Fromestano cuando, en la celda que hoy se mantiene intacta, vigilante sobre la plaza de la Facultad de Psicología, su vida se extinguió. En la plaza que lleva su nombre y su estatua sólo hay dos puertas. La una da entrada, desde octubre de 1996, a la Facultad de Psicología. La otra nos permite descubrir una iglesia, la de la Corte: los restos del cuerpo de Feijoo reposan ante su altar mayor. Los estudiantes de Psicología no tendrán que dar muchos pasos para leer y traducir un epitafio que, en latín, dice: "Aquí yace el M. Fray Benito Jerónimo Feijoo. Murió en el año del Señor de 1764, a la edad de 87 años en 26 de septiembre."

Tras la exclaustración de los monjes benedictinos, y desamortizados sus antiguos edificios, pasaron a ser ocupadas las dos naves del monasterio que limitan la plaza por diversas oficinas del Estado. Incluso sirvieron en algún momento como cuartel de la Guardia Civil.

En 1932 se restauró el edificio para sede de la Delegación de Hacienda, pero los revolucionarios de octubre de 1934 procedieron a incendiar tan simbólica dependencia, quedando destruida la nave paralela a la antigua muralla de la ciudad. Tras la guerra civil fue destinado el edificio de nuevo a Delegación de Hacienda, hasta que el incremento de la actividad tributaria dejó pequeño el edificio y los recaudadores hubieron de buscar otro convento más amplio, el de Santa Clara, donde todavía permanecen.

El edificio de San Vicente pasó a ser ocupado en 1968 por la Universidad de Oviedo, por su Facultad de Filosofía y Letras, que hasta entonces compartía con Derecho el viejo caserón de la calle San Francisco.

Hace más de veinte años, en 1976, se creó la División de Filosofía, Psicología y Ciencias de la Educación, que hubo de buscar nuevos espacios para existir, en un edificio saturado de profesores y alumnos. De forma efímera se asentó en Gijón, de forma más estable en el antiguo Colegio Mayor Valdés Salas y luego en la antigua Escuela de Comercio. Tras la fragmentación de la antigua Facultad de Filosofía y Letras ocupó en solitario el edificio, durante más de una década la Facultad de Letras. Pero reunificadas las licenciaturas de Humanidades en el edificio construido para Seminario Diocesano por el obispo Martínez Vigil en La Vega, quedó vacío el edificio de San Vicente, hoy sabiamente modernizado para servir de forma magnífica de sede, con voluntad de estabilidad, de los estudios de Psicología y Logopedia.

La Facultad de Psicología hereda por tanto un sitio que fue lugar de teólogos y filósofos. Puede alardear de ser el único centro docente e investigador de la Universidad de Oviedo que ocupa un edificio histórico, centenario, milenario. Pero tal alarde implica también una responsabilidad, la de procurar estar a una altura, en el nuevo siglo que inaugura milenio, equivalente a la que Feijoo contagió a este sitio en la primera mitad del dieciocho.

La Universidad de Oviedo que ofrece los estudios de Psicología desde 1976. En esta fecha, escindiéndose de la hasta entonces Facultad de Filosofía y Letras, surge la División de Filosofía, Psicología y Ciencias de la Educación que empieza su andadura en Gijón, en la antigua Escuela de Peritos Industriales. Al año siguiente se traslada al edificio del antiguo Colegio Mayor Valdés Salas, en Oviedo, en donde permaneció hasta el año 1989 en que se produce un nuevo traslado esta vez a la antigua Escuela de Comercio. Por último, en octubre de 1996, se produce el traslado a la actual ubicación, el antiguo convento de San Vicente (edificio del S. XIII), en donde, al fin en solitario, parece que al menos a medio plazo ha encontrado su asiento definitivo la Facultad.

Además del peregrinaje en busca de una sede estable, la Psicología en la Universidad de Oviedo no fue realmente tal hasta que en 1991 se desliga de la Facultad de Filosofía y Ciencias de la Educación convirtiéndose en Facultad independiente.

El 30 de agosto de 1991, RD 1419/1991 (BOE 10-10-91), vista la propuesta del Consejo de Universidades y a propuesta del MEC, previa deliberación del Consejo de Ministros: "Se establece el título Universitario de Diplomado en Logopedia que tendrá carácter oficial y validez en todo el territorio nacional, así como las correspondientes directrices generales propias de los planes de estudios que deben cursarse para su obtención y homologación" (artículo único).

En este contexto, se decidió no dar continuidad al título propio, para evitar solapamientos con la Diplomatura, y el nuevo título se incorporó al proceso general de los nuevos Planes de Estudio, apareciendo el plan de estudios de la diplomatura de Logopedia de la Universidad de Oviedo en el BOE de 17 de junio de 1994. Posterior mente dicho plan sufrió una ligera reforma dando lugar al último plan vigente (BOE de 11 de julio de 2000).

Ambos estudios han sido reformados de acuerdo a lo establecido por el RD 1393/2007 dando lugar a los actuales Grado de Psicología y Grado de Logopedia.